Colección de offwidths pedriceros: encuentra la soledad y estrangula la ansiedad

Texto y fotos: ClownClimbing

En pocos días volverás a escalar (incluso es posible que ya puedas hacerlo). ¿Vas a retomarlo con todo el ansia? ¿No sabes dónde ir para mantener la distancia social? Tenemos la solución: una colección de escalada en fisuras anchas de La Pedriza. Lugares con pies de vía solitarios, líneas que fulminan las ganas de escalar –a veces de existir– en los dos primeros metros, angustia y desesperación. Y es que los offwidth son como el buen whisky: cada vez que lo pruebas, hay algo que raspa…

LSD

Es un buen comienzo en el mundo de los offwidths. Desde abajo parece un bordillo de 10 metros y cuando despegas el primer pie del suelo ya sabes que van a ser como 40 metros inolvidables. Empieza raro, en un nicho en el que cuesta colocarse y, poco a poco, se va normalizando y el punta-tacón cobra sentido. Harás presión con zonas de tu cuerpo que aún desconocías y que quedarán teñidas de colores variados. Si eres un escalador deportivo y te consideras discreto en esta línea, blasfemarás en hebreo, la expresión “raspa mamá” quedará a la altura del betún y tu suspiro en la cadena será gloria bendita. Con toda seguridad, si mandas las fotos del después a Betadine y 3M tendrás patrocinio.

Ubicación: sector Sopa de gafas, en el Cancho de los Brezos.
Orientación: sol por la mañana. Bien para el invierno y días nublados.

 

LSD suele ser la toma de contacto con los offwidth, un día que nunca olvidas. ©ClownClimbing
LSD suele ser la toma de contacto con los offwidth, un día que nunca olvidas. ©ClownClimbing

 

DESIDIA MÁXIMA

Para no tan principiantes en el tema. Parece corta, pero la cadena está más lejos de lo que parece.  Es de las pocas fisuras anchas en las que tus técnicas habituales como escalador te van a servir de algo. Un poco de bavaresa, empotres de puño y brazo sencillos y un mantle para coronar. Raspa poco, pero raspa.

Ubicación: se encuentra en Cinco Cestos. En un poyete/alcoba al final del sector. Vas a tener que emplearte para llegar a él, pero una vez arriba no te vas a querer bajar.
Orientación: sombra por la mañana. Para una tarde de invierno o para madrugar en verano.

 

Desidia máxima. Viéndolo así, te dan ganas de ir a escalarlo, pero no te fíes... ©ClownClimbing
Desidia máxima. Viéndolo así, te dan ganas de ir a escalarlo, pero no te fíes… ©ClownClimbing

 

AYUSO

Es solo 6a, en algunos croquis incluso solo V grado, pero no te dejes engañar. Se trata de una chimenea, y eso tiene cosas buenas y malas… Lo malo es que las chimeneas siempre raspan y casi nunca se pueden proteger, pero lo bueno es que todo el mundo sabe que en las chimeneas “ES IMPOSIBLE CAERSE”. Repite este mantra cuando estés dentro, eso y un poco de valor te serán útiles. Tiene un truco importantísimo (no continúes leyendo si no quieres spoiler): escala su primera mitad mirando a la izquierda y la segunda a la derecha. Puede parecerte una tontería ahora, pero después nos lo cuentas.

Ubicación: está en la oeste de Cancho amarillo y es una vía de tres largos. La chimenea está en  el último, pero merece la pena subir.
Orientación: es una chimenea, así que casi siempre está a la sombra.

 

Ayuso, Un QUINTO de la época... ©ClowClimbing
Ayuso, Un QUINTO de la época… ©ClowClimbing

 

GUSARAPO

Lo difícil de esta vía tiene chapas, pero confía en mí: empezar por ella NO ES UNA BUENA IDEA. Hay varias maneras de escalar la primera parte y más difícil. La primera es por dentro; de esta manera, te sentirás más seguro, pero encontrarás musgo y arena por allí adentro. Si decides ir por fuera, vas a hacer movimientos más parecidos a lo que conocemos como escalar, pero tendrás que echarle mucho más morro al tema. En algún momento la fisura se hará más ancha, se convertirá en chimenea y dejará de haber chapas, justo ahí, cuando el terreno parece más fácil, DESCONFÍA. Aún te quedan entre 15 y 20 metros de chimenea que serán como cruzar el océano. La espalda se convertirá en tu mejor aliada y volverás a repetir el mantra de “EN LAS CHIMENEAS ES IMPOSIBLE CAERSE”; es posible que incluso te encomiendes a Dios. Ojo: 40 metros de Raspe. 

Ubicación: Cancho Amarillo
Orientación: empieza en la este y termina en la cara norte. Atraviesa el risco por dentro de la vía.

 

Gusarapo. Estás a 4 o 5 metros del suelo y ya se te ha pasado el ansia. ©ClownClimbing
Gusarapo. Estás a 4 o 5 metros del suelo y ya se te ha pasado el ansia. ©ClownClimbing

 

FULGENCIO

¿Os acordáis del mantra de las chimeneas? Pues aquí no funciona. En la Fulgencio, si te caes es muy probable que pasen cosas. Puedes protegerla con un par de micros al inicio, después hay un seguro fijo a unos 12 metros del suelo y, a partir de ahí, todo el mundo a bailar. El mejor flash que te podemos dar para encadenar esta vía es que según llegues a pie de vía no mires para arriba y que, una vez empieces a escalar, no mires para abajo. Cuanto más alto estés, más raspa.

Ubicación: en El Hueso.
Orientación: es sur, pero con que evites los días más calurosos será suficiente.

 

Fulgencio, probablemente la chimenea más bonita de La Pedriza. ©ClownClimbing
Fulgencio, probablemente la chimenea más bonita de La Pedriza. ©ClownClimbing

 

URK URK

Llegar a pie de vía ya te garantiza soledad absoluta. O escalas o rapelas para colocarte en la repisa desde la que empieza la fisura. A partir de ahí…, a partir de ahí es todo cachondeo. Un 3, un 4, un 5, un 6… y reunión. Se protege muy bien. No hay consenso en cuanto a la dificultad, para algunos de nosotros es un paseo (con zarzas, pero un paseo), y para otros es la madre de todas las penurias que trae la escalada de “lo ancho”. Raspado mediano, muy educativa. [Spoiler]: en este offwidht el truco está en lo que haces con el pie que queda fuera de la fisura.

Ubicación: El Dante, en el muro de la izquierda. No empieza desde el suelo.
Orientación: sur, aunque vas a sudar independientemente del día que haga.

 

Urk Urk, ¿un paseo o la madre de todas las penurias? ©ClownClimbing
Urk Urk, ¿un paseo o la madre de todas las penurias? ©ClownClimbing

 

CUESTOLÓMETRO

Sí, la fisura es esa media luna perfecta que se ve desde el camino. Perfecta si no fuera por ese pequeño “roto” que tiene al principio que siempre te pilla frío y con pocas ganas de hacer fuerza de más. Pasas ese mal momento y empiezas a escalar una fisura de manos que te hace sentirte la Steph Davis de la Pedri: empotres perfectos, el sol en la cara, tus amigos admirando tu estilazo en las fisuras… y, de repente, metes un 3. Ya tu estilo no es tan impecable. Y después metes el 4. Dudas. Y la duda nunca fue una buena aliada de la escalada. Y cada vez más ancho… Y hasta aquí puedo leer. Hay más de una solución, pero vas a tener que encontrarla tú. Raspa poco (si lo haces bien).

Ubicación: Risco Matute, justo debajo de las Oseras. El mejor rincón de la Pedriza. Y a más de una hora y media del coche = nunca hay nadie.
Orientación: sur.

 

Cuestolómetro con pantalón corto: FAIL. ©ClownClimbing
Cuestolómetro con pantalón corto: FAIL. ©ClownClimbing

 

 

FISURA DEL TÍO ESCOPETA

La Peseta, ese muro emblemático de la Pedri para escalar… fisuras! Sí, hay fisuras en la cara norte: La Internacional, Mi Lada me domina, Clownclimbing, El libro del funambulista y esta fisura de la que te hablamos. Empieza como cualquier fisura pedricera: medio rara, medio culera. Te encuentras el primer seguro: un taco de madera (que puso el Señor Uge) y ya te das cuenta de que vas a tener que rasparte un poco. Entre musgo, tacos de madera y pasos de hacer “fuerza tonta” llegas a la reunión como puedes. Muy en consonancia con la mayoría de las fisuras anchas de las que te hablamos. Un sitio muy recomendable para esconderte del calor.

Ubicación: La Peseta.
Orientación: norte; sombra y fresco asegurados.
Croquis

 

La fisura del tío Escopeta. Sí, en La Peseta también hay rajas. ©ClownClimbing
La fisura del tío Escopeta. Sí, en La Peseta también hay rajas. ©ClownClimbing

 

SANGRE, SUDOR Y SUFRIMIENTO

Definitivamente el nombre NO INVITA. Pero este offwidht es uno de los mejores de la lista. Tiene  de todo, desde cerrojos de mano hasta chimenea. Se protege de maravilla (Camalot amarillo, azul y de ahí para arriba, incluso 2 morados y 2 verdes). Hay que hacer fuerza, pero existen un montón de trucos que hay que ir descifrando. Tiene algún reposo. La técnica es distinta si eres bajito o si eres alto y la llegada a la reunión se hace a través una chimenea para pasar de puntillas. Es una diagonal, pero después se pone vertical. Asequible en cada paso pero no es fácil conectarlos todos. Suficientemente larga como para forzar ese efecto “tan de offwidht” de llegar arriba mareado y con ganas de vomitar…. Improbable que llegues a la reunión en el primer peque. Si tienes energía para un segundo intento, te vas a quedar más suave que un guante. La ducha va a picar…

Ubicación: Risco del Llanero (justo el siguiente al Hueso subiendo hacia el Collado de la Dehesilla).
Orientación: oeste, sol por la tarde.

 

Sangre, sudor y sufrimiento. Y ya. ©ClownClimbing
Sangre, sudor y sufrimiento. Y ya. ©ClownClimbing

 

CHARLES COLE

En realidad esta vía no tiene nombre, pero se la bautizó con el de su aperturista, el fundador de Five Ten. Le dio 5.11 (grado americano), los lugareños dicen 7b, pero nosotros hemos preferido graduarla de DI-FÍ-CIL-DE-VER-DAD. Antes tenía unos buriles en la parte más ancha, pero ahora ya no están. Así que llévate una buena colección de Camalots del 5 (al menos 3) y un 6. Empotres de puño, mano y puño, empotres de pierna y de rodilla. Después de la parte ancha tiene un techito de fisura de manos y una repisa/reunión muy cómoda para vomitar. 

Ubicación: Callejón Norte del Hueso.
Orientación: cara norte, callejón fresco y húmedo. Si encuentras a alguien aquí, te invitamos a una cerveza en La Cantina de Sputnik.

 

Charles Cole, el offwidth abierto por el fundador de Five Ten. ©ClownClimbing
Charles Cole, el offwidth abierto por el fundador de Five Ten. ©ClownClimbing

 

EL HORROR

Puede ser la línea más ridícula de La Pedriza: te subes a un poyete, para coger un techo invertido de puño ancho y pies con punta y tacón que te hace perder altura. Superas el techo y en la vertical haces travesía retrocediendo a la izquierda unos metros por una bavaresa meteorizada que destroza la cuerda. Conclusión: llegas a la reunión sangrando por los tobillos, con heridas en los nudillos y erosiones en los antebrazos, pero te encuentras a tres metros del suelo. Es lo más absurdo e inútil que vas a escalar en tu vida, lo más parecido a la desescalada.

 Ojo, esta vía no raspa…: TAMIZA.

Ubicación: El Caracol (Senda Maeso).
Orientación: tres orientaciones en 10 metros, así que ve cuando quieras, pero, por favor, lleva mucho esparadrapo.

 

El horror. La verdad es que bonita, lo que se dice bonita, no es. ©ClownClimbing
El horror. La verdad es que bonita, lo que se dice bonita, no es. ©ClownClimbing

4 COMENTARIOS

  1. “Arena y viento”, en el Risco de las 5 fisuras….tenéis que ir o a lo mejor ya la conocéis!!!
    “Con mis manitas ásperas” en Cancho de los Brezos.
    💪💪💪

    • Hola, Mercedes. No sabemos qué accesos están abiertos ya en La Pedriza o durante cuánto tiempo permanecerán cerrados. Las fotos de este reportaje se hicieron mucho antes de la declaración del estado de alarma, son fruto de muchos años sufriendo rozamientos terribles y engañar a muchas víctimas inocentes que, por descontado, no volvieron a querer saber nada de nosotros. Un saludo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí